domingo, 27 de junio de 2010

Menage a Trois [Ella]

Confieso mi gran pecado: nunca tuve sexo con dos personas juntas, y lo he intentando consumar.
Ella, una novia, ama mas al sexo que  yo, bueno, quizás sea puesto que ella tiene mas experiencia (es menor que yo, pero se inicio de chica). Fue mi consejera, ante mis temores, ella me liberaba, ante mis deseos promiscuos, ella les daba ala y me empujaba para que los concrete. 
Solíamos salir con sus amigos a boliches (no me gusta bailar) por el ambiente, donde nadie nos limitaba, donde nos besábamos con deseos, con ganas, donde lograba sentir su lengua por mis labios, juntarse con la mía. Le fascina besarme el cuello, y siempre se pinta los labios de color rojo, un día sin darme cuenta, yo charlaba con mi padre teniendo los labios de ella marcados en mi cuello, suerte de mi pelo largo. Suele tomarme de la mano y enfrentar cualquier comentario de la gente, tiene la gran particularidad de pronunciar todas las malas palabras juntas. Pero tiene una mirada tan dulce, que solo puedes reírte con ella. Cuando salimos a tomar helado o a merendar, busca primordialmente sentarse cerca de mesas de hombres, o de tipos solitarios, habla de sexo y crea situaciones, dejando que el viento les coma el cerebro a los tipos, juro que les llega. Le fascina que nos observen.
Un día cualquiera, mentira, un viernes, ja. Era nuestro reencuentro, después de mucho tiempo sin vernos físicamente. Nos juntamos cerca de su instituto. Tenía sus labios de rojo, me tomaba de la mano y sonreía sabía que nos estaban mirando. Cuando me pregunta sobre el Pecado (se suponía que ese día nos íbamos a encontrar), "no tengo idea, si hasta ahora no dio aviso de existencia, no creo que lo haga". Pero no fue así.
Tengo que aclarar, ellos se llaman primos, son viejos conocidos, que comparten el sentimiento de familia, primos de cariño. ¿El incesto se suma en mis pecados?
De pronto, aparece el tercero en cuestión vía mensaje de texto, dando su reporte del día, donde se encontraba. Le muestro a mi novia (si, cada vez q nos vemos, somos novias ja) a lo que ella responde, contándole q estábamos juntas que ella tenia que entrar a clases, pero que se apure, así lo salude. De pronto mi cuerpo se lleno de deseos. Era tenerlos juntos, a quienes deseo. Por lo que hice de todo para que ella no entrase a clases. Pero el Pecado no es amigo del tiempo me late, se encontraba lejos, y tardaba una eternidad. Comenzamos a caminar de la mano con ella, en dirección hacia la plaza central de Tucumán. Cuando apareció. Hasta entonces yo siempre molesté por el trio, pero nunca nadie hablo en forma seria, buscando concretar.
Y nos sentamos los tres en un banco... Cont.



6 comentarios:

  1. ah bue...... dejaste así con las ganas al lector.
    MALA MALA!

    ResponderEliminar
  2. Sta piantada... a ver digame... y cómo cazzo se duerme uno ahora..la intriga carcome. Linda plaza la suya. Besos

    ResponderEliminar
  3. historia en punta, ¿cuanto tendremos que esperar?

    ResponderEliminar
  4. era muy larga la historia. sino con gusto les escribia en una, pero se iban a cansar de leer :P

    ResponderEliminar
  5. No creo que nadie se canse de leer, jajaja, Estos temas encienden al personal y además es interesante saber como culminan (o no) las cosas

    Muaack

    ResponderEliminar

Despluma un poco tus ideas aqui.